El Blog de Capitalismo Consciente

El ciclo PHVA y su aplicación en la mejora continua de la compañía

En un escenario altamente competitivo, la mejora continua se convierte en un requisito imprescindible de las empresas, no ya para mantenerse a la cabeza del sector, sino simplemente para sobrevivir en el mercado. Para conseguir la excelencia, los directivos disponen de diversas herramientas, como el ciclo PHVA.

Este modelo de gestión surge en la década de los 50 del siglo pasado de la mano del estadista norteamericano William Edward Deming y, a pesar de su edad, sigue siendo uno de los instrumentos de medición de la calidad y mejora continua más utilizados en la actualidad.

En qué consiste el ciclo PHVA

A través del ciclo PHVA (o ciclo PDCA, en inglés), las empresas pueden realizar una evaluación y planificación de los puntos de mejora que le permitan actualizarse constantemente y afrontar los nuevos desafíos de forma eficaz.

Además, una de las características de este modelo es su aplicación en prácticamente cualquier ámbito de la empresa, siendo útil tanto para aspectos técnicos, como mejorar la productividad, para reducir costes o aumentar la rentabilidad, como factores vinculados a la cultura organizacional, como potenciar la motivación de los empleados, impulsar la fidelidad del cliente, etc.

Por ello, el también llamado círculo de Deming es muy empleado por las empresas conscientes, siempre pendientes de innovar a nivel técnico y humano. Gracias al ciclo PHVA, los directivos pueden conocer cuál es la realidad de la compañía y tomar medidas que contribuyan a una mejora de las relaciones con todos los stakeholders.

El ciclo PHVA y su aplicación en la mejora continua de la compañía

Etapas del ciclo PHVA

Su nombre es un acrónimo de los pasos que integran el ciclo desarrollado por Deming. Así, este sistema de gestión empresarial recoge cuatro fases:

  • Planificar (plan). En un primer momento, los directivos deben establecer los objetivos que persiguen y determinar cuáles son los cauces o procesos que van a permitir su logro y los parámetros o indicadores de calidad con los que se va a medir el grado de éxito de las medidas después adoptadas. Por ejemplo, si la compañía sufre un baja retención del personal tendrá que definir qué metas quiere alcanzar (reducir la rotación en un 50% en dos años), cómo va a hacerlo (mejorando los incentivos económicos, creando planes de formación, apostando por la promoción interna…) y cómo va a cuantificar los resultados obtenidos en cuanto a esa mayor fidelidad de la plantilla (estadísticas de Recursos Humanos, encuestas de satisfacción…).
  • Hacer (Do). Tras la planificación, llega el momento de llevar a cabo las iniciativas propuestas en la primera fase. Así, si para retener el talento, el equipo directivo ha decidido mejorar el plan formativo del capital humano tendrá entonces que poner en marcha esas novedosas acciones de capacitación. Ahora bien, para minimizar los riesgos, es habitual realizar de forma anticipada un proyecto piloto con el que probar la efectividad de las medidas.
  • Verificar (Check). ¿Cómo está transcurriendo el plan marcado? ¿Se están cumpliendo los objetivos? ¿Está dando el resultado esperado? No sirve de mucho, por muy buena que sea la intención, involucrar a la plantilla en un nuevo diseño del modelo de capacitación si este sistema no les satisface y siguen estando igual de desmotivados. De ahí la importancia de comprobar, durante todo el proceso, si las medidas son eficaces, de modo que la compañía pueda corregir las posibles desviaciones cuanto antes.
  • Actuar (Act). Terminado el periodo de implantación y con los resultados en la mano, el ciclo PHVA culmina con una última fase de actuación, en la que la empresa debe valorar el grado de éxito del proyecto y adoptar decisiones que conduzcan hacia una mejora continua.

No obstante, cabe señalar que el ciclo PHVA es constante, de modo que cuando se llega a la última etapa es necesario volver a empezar, teniendo en cuenta, eso sí, la experiencia y resultados previos.

0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

No hay comentarios

No comments yet.

Leave a comment