El Blog de Capitalismo Consciente

5 dinámicas de liderazgo para desarrollar en la organización

El liderazgo importa hoy más que nunca, pero el viejo modelo ha llegado a su fin y las empresas deben adoptar medidas para adaptarse a un nuevo estilo de dirigir, como el desarrollo de dinámicas de liderazgo que mejoren las habilidades de los directivos.

El liderazgo en desarrollo

De acuerdo a las ideas de John Mackey y Raj Sisodia en su libro Conscious Capitalism, “el liderazgo en el tercer milenio debe estar basado en el poder del propósito, el amor, el cuidado y la compasión”. ¿Cómo se consigue esto? Mediante un continuo aprendizaje y desarrollo personal y profesional, en el que las dinámicas de liderazgo actúan como herramientas para este objetivo. Como apuntan los autores, los líderes conscientes son aquellos que toman la decisión voluntaria de retarse a sí mismos para ser y hacer más.

Según un estudio de Dale Carnegie, solo dos de cada diez acciones de liderazgo llevas a cabo por las organizaciones son efectivas, debido a que las compañías no invierten los suficientes recursos en la capacitación de los ejecutivos o ni la empresa ni el directivo saben cómo adaptarse al nuevo estilo que el siglo XXI demanda.

¿La solución? Según el informe, se trata de desarrollar las aptitudes de liderazgo de los empleados, una práctica que solo el 8% de los encuestados asegura haber experimentado en su compañía.

Para ponerle remedio, las organizaciones disponen de numerosas dinámicas de liderazgo con las que trabajar las diferentes competencias del líder consciente.

Dinámicas de liderazgo

Dinámicas de liderazgo

Diseñando el liderazgo extraordinario

¿Cómo debe ser un buen líder? Para responder a esta pregunta, nada mejor que pedir la opinión a los propios trabajadores que estarán a su cargo.

En este ejercicio de teambuilding, los participantes elaboran un anuncio de empleo para un puesto directivo de la empresa, indicando las características y habilidades que consideran que debe reunir el futuro líder.

Identificación de fortalezas y debilidades

Si queremos desarrollar un liderazgo consciente es necesario previamente descubrir cuáles son las fortalezas y debilidades del directivo, para poder reforzar las primeras y subsanar las segundas.

En este sentido, una de las dinámicas de liderazgo consiste en realizar un ejercicio para conocer la propia percepción y la opinión de los demás compañeros. Para ello, en primer lugar, se establecen diferentes estilos de liderazgo y cada participante selecciona aquel rol con el que se siente más identificado.

En la segunda parte de la actividad, serán el resto de personas las que, una por una, reubiquen a los demás en el estilo que ellos consideran oportuno. Así, un participante puede considerarse un líder inspirador, pero el resto del equipo lo ve más como uno autoritario.

Reconocimiento del talento

Los líderes no nacen, sino que se van construyendo paulatinamente. Sin embargo, en las empresas es frecuente encontrar a algunos trabajadores que denotan ciertas características de liderazgo, por lo que es importante saber reconocerlas y potenciarlas para ir forjando a los directivos del mañana.

Para reconocer este talento, se puede llevar a cabo el siguiente juego. El instructor divide a los participantes en dos grupos y organiza tantas pruebas como integrantes de cada equipo. Cada persona ejercerá el liderazgo en uno de los ejercicios, guiando a sus compañeros.

Tras la primera ronda, serán los propios participantes los que decidan qué profesional de su equipo será el más capacitado para dirigirlos en una última prueba.

Capacidad de dirección

Una de las habilidades que debe poseer el líder consciente es saber guiar al equipo en momentos complicados y existen varias dinámicas de liderazgo para trabajar este aspecto.

Una de ellas pasa por solicitar a todos los participantes en el taller se sitúen alrededor de una persona y se den las manos entre sí, sin ningún tipo de orden. Conformado el nudo, será el miembro que está en el interior del círculo el que deba dar directrices a los compañeros, sin tocarlos, hasta deshacer la maraña, fomentando su capacidad analítica y comunicativa.

Coordinación de equipos

Otro ejercicio para potenciar la capacidad de coordinación de los empleados consiste en reunir a los participantes y vendarles los ojos. El objetivo del juego es que los integrantes cuenten hasta un determinado número sin que dos trabajadores se solapen.

A medida que los participantes se equivoquen y deban empezar la actividad, el grupo estará cada vez más organizado, permitiendo conseguir la meta y asumiendo la importancia de la organización en la empresa.

No obstante, además de estas dinámicas de liderazgo, también existen otras iniciativas para potenciar la capacidad de dirección de los profesionales. Una de ellas son los círculos conscientes de liderazgo de la Fundación Capitalismo Consciente, una pionera metodología que pone en marcha con el objetivo de que los directivos/as de las compañías puedan mejorar sus habilidades a través del diálogo y la experiencia real compartida, permitiendo aprender, gestionar, crear comunidad, aportar servicio, visualizar y establecer metas de largo plazo.

0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

No hay comentarios

No comments yet.

Leave a comment