El blog para Organizaciones Conscientes

Orientación al stakeholder de una empresa

Redacción
Tiempo de lectura: 4 minutos

Timothy Henry uno de los cofundadores de capitalismo consciente nos recuerda la importancia de cada stakeholder de una empresa en una charla en la que hablamos de COVID-19, de resiliencia y de propósito y que puedes ver íntegramente aquí.

Orientación stakeholders

Dmytro Varavin

Qué implica el COVID-19 para el capitalismo consciente

“Es obvio que hay empresas para las que la situación causada por la pandemia es devastadora, como restaurantes y otras empresas de las industrias del ocio. Hay que ser realista y pensar que tendrán que ponerse en modo supervivencia. Pero hay otros negocios que van a responder de forma muy diferente a esta crisis, tienen otras opciones y esto puede ayudarnos a acelerar el cambio a mejor.”

“Porque las cosas ya se empiezan a hacer de otra manera. Los estudios lo demuestran. Por ejemplo, las empresas Fortune 100 están en el top 25 en relación a la atención que prestan a los stakeholders. Tienen un propósito con respecto a ellos.”

CTA - Descarga ebook 1 - Cómo crear una empresa consciente - Text

 

“Este foco en los grupos de interés influye en tu orientación de negocio, y hace que se una a un propósito a largo plazo. Cuando se puede tomar una decisión que ayude a beneficiar al stakeholder de una empresa, hay que tomarla. Eso beneficia a la resiliencia de la organización en último término.

Hablando de resiliencia, recordamos que en algún momento se podrá volver a la normalidad y conviene empezar a pensar en cómo queremos que se vea. “La resiliencia nos ayuda a llegar ahí de la mejor manera. Pero requiere que sepamos adaptarnos y seamos creativos”, dice Henry.

“Si las empresas logran inspirar, con sus decisiones y acciones, podremos salir de esta con un reservorio de confianza, buena imagen y fortaleza, procedente de la gente, de los stakeholders.”

Al terminar la crisis, las empresas que hayan sido capaces de construir una cultura generadora de confianza serán más fuertes.

¿Cómo se consigue crear esa resiliencia de base en una empresa?

Timothy Henry dice que la resiliencia va a ser la nueva normalidad, pero advierte que lleva 2 o 3 años: “no hay atajos”, nos recuerda.

Al trabajar en la resiliencia recomienda poner el foco en propósito, por su potencial creador de significado para la gente; y en las personas, para impulsar un sentido de cuidado.

“Si todo esto es auténtico, funciona. El miedo y la incertidumbre se reducen”.

Los pasos a seguir para lograr esa deseada resiliencia son:

  1.       Definir el propósito: hay que articular cuál es y después concretar cuál es la ambición para ese propósito. Cómo de grande se quiere que sea el impacto de la organización en el mundo.
  2.       Especificar la manera de lograr que ese propósito importe en el contexto del negocio. Hay que hacer que sea creíble, lleno de significado y relevante para el negocio. Para ello, en lo que respecta a la relevancia, hay que pensar si se puede hacer que la gente se dé cuenta que lo que hacen cada día tiene un sentido, si lo ven y hasta lo pueden explicar.
  3.       Asegurar la credibilidad. Para ello hay que apoyarse en el liderazgo, que ha de ser consciente.
  4.       Dotar a cada acción de significado. Esto se logra cuando se confirma la relevancia a nivel individual.

Hace falta un propósito elevado, pero no necesariamente tiene que ser algo muy impactante, con mucho alcance. Podría empezarse por pensar en el stakeholder de una empresa y lo que sería factible hacer por él.

El propósito en relación con el stakeholder de una empresa

“La mayoría de empresas que empiezan lo hacen con la idea de que hay un problema que deben resolver. Ese es su primer propósito. Microsoft quería democratizar el acceso a los ordenadores, por ejemplo”, comenta Henry.

“La clave está en reflexionar por qué se inició el proceso empresarial. Qué motivó el nacimiento del negocio y cuál es el impacto que se planteaba buscar. Puede ser valor para los clientes, para los empleados. Hay muchas formas en las que se puede responder a esa pregunta y no tienen porqué tener un gran impacto global”.

“Se puede poner el foco en la cultura, en ser un great place to work, y ya se estará generando valor para el stakeholder de una empresa”.

“Cada vez hay más empresas que ven que se han alineado, y que el lugar donde están hoy día está más cerca que nunca de su propósito. Hay otras que deben trabajar en ello. Quizás revisando sus procesos”.

Los negocios impulsados por el propósito y la resiliencia son más rentables, exitosos y funcionan mejor. Hay datos que lo demuestran y, aun así, hay empresarios que no lo creen y no actúan en consecuencia. Capitalismo consciente intenta probarlo y cambiar, poco a poco, las expectativas de lo que significa hacer negocios. Avanzando a paso lento pero seguro se va logrando una transformación a mejor.

La resiliencia es crítica para el éxito en un mundo donde hay tanta incertidumbre y en el que los cambios se producen tan rápido.

Timothy Henry afirma que “la orientación a los grupos de interés requiere de una cultura primero. Y lo que la hace posible es: liderazgo, liderazgo y liderazgo. Si los líderes no están convencidos de que esta es la forma de hacer negocios, será difícil mantenerse firme en el avance hacia ese propósito, que lleva tres o cuatro años”.

Si miramos de manera creativa, cómo crear oportunidades y valor para el stakeholder de una empresa nos daremos cuenta de que hace falta un modelo de negocio más sostenible, basado en el propósito, que no debe ser solo financiero, sino también social, comunitario y humano.

CTA - Descarga ebook 1 - Cómo crear una empresa consciente - Horizontal

Entradas relacionadas

Deja un comentario