El blog para Organizaciones Conscientes

Espíritu de equipo en entornos híbridos

Capitalismo Consciente
Tiempo de lectura: 3 minutos

La vuelta a la oficina ha llevado a muchas empresas en nuestro país a optar por un modelo de trabajo híbrido. La idea subyacente es que los empleados acudan a las instalaciones de la organización varias veces a la semana, pudiendo desempeñar sus tareas de forma remota las jornadas restantes. Hay quienes piensan que el espíritu de equipo puede verse perjudicado por una decisión de este tipo. No obstante, con la adecuada planificación, el compromiso y alineación de los empleados con la cultura, no debería verse afectado.

CTA - Descarga ebook 3 - Cómo gestionar el talento - Texto

¿Cómo es el modelo de trabajo híbrido?

El modelo de lugar de trabajo híbrido brinda a los trabajadores la flexibilidad de desarrollar su labor en unas condiciones que les facilitan la organización de su tiempo. Al poder trabajar en remoto unos días y desde la oficina otro, es más sencillo hacer frente a sus obligaciones, tanto las de índole personal, como las laborales.

Este cambio entre los empleados en la oficina y los empleados remotos no es estático, sino fluido, va cambiando en tiempo real y puede variar de semana a semana. Para que funciona bien hace falta mantener una buena comunicación y llevar una planificación adecuada.

Las ventajas del modelo de trabajo híbrido son muchas y tienen que ver con:

  1. Empleados más felices. Tienen más autonomía y logran una mejor conciliación.
  2. Costes reducidos. La empresa no necesita mantener grandes espacios para sus instalaciones, ya que son menos quienes acuden a trabajar presencialmente a la vez.
  3. Más sostenibilidad. Menos gasto eléctrico y menores desplazamientos pueden ayudar a reducir la huella de la organización.
  4. Productividad incrementada. La mayor satisfacción de la plantilla incide positivamente en su compromiso y su rendimiento, que mejoran.

El trabajo remoto planteado desde un enfoque híbrido tiene muchos beneficios. Los trabajadores reducen sus desplazamientos (lo que ofrece ahorros sustanciales en tiempo y dinero), pueden ser más flexibles y lograr un mejor equilibrio entre el trabajo y la vida personal. Muchos sienten que son más productivos en su propio entorno, donde pueden relajarse cuando no se concentran en tareas profesionales.

Pero este modelo también plantea desafíos. Mantener el espíritu de equipo es uno de ellos, ya que es más difícil coincidir con otros compañeros en un mismo espacio y muchas de las interacciones son virtuales.

espiritu de equipo

Cómo mantener el espíritu de equipo en un entorno híbrido

La mayor dependencia de la tecnología o la necesidad de llevar a cabo el rediseño de la distribución de la oficina son algunas de las circunstancias que rodean a la implementación de una política flexible como esta.

El modelo de trabajo híbrido requiere buscar la manera de mantener el sentimiento de unidad entre los miembros del grupo cuando hay distancia física entre ellos. La información y las iniciativas de colaboración son clave.

Algunas formas de lograrlo son fáciles de llevar a la práctica. Por ejemplo, las siguientes propuestas para mantener el espíritu de equipo en planteamientos híbridos:

  1. Definir metas. Al comunicar exactamente lo que se espera del equipo durante un período definido, todos los miembros del grupo conocen su responsabilidad y lo que se espera de ellos. Aunque puede que no exista el mismo nivel de supervisión cuando se teletrabaja, tampoco se echa de menos si existe una buena comunicación regular, formal e informal.
  2. Mejores comunicaciones. Cambiar la forma en que se comunica y tener las herramientas para adaptarse a ese cambio es esencial para mantener a los equipos conectados. Además de la tecnología, puede ser buena idea fijar un horario de disponibilidad para facilitar la localización de quienes trabajan en remoto. El uso de software de facilita mantener reuniones de equipo, pero también tener conversaciones informales. Encontrar la forma de lograr que las reuniones de trabajo remotas sean atractivas dará buenos resultados. ¿Has pensado en preguntar a los miembros del equipo?
  3. Dinámicas de team building. Cuando todos los empleados acudían a la oficina 5 días a la semana era relativamente fácil organizar dinámicas que contribuyesen a desarrollar el espíritu de equipo. Actividades sociales, como almuerzos o cenas, o iniciativas especialmente diseñadas para la formación de equipos, como paintball y cursos de aventura; garantizaban los resultados esperados. Pero, ¿cómo se implementa la formación de equipos si tiene parte de la fuerza laboral trabaja remotamente? Basta con aplicar el enfoque de transformación digital a este aspecto. Gracias a la tecnología de vídeo o llamada se puede reunir al equipo para realizar concursos virtuales, juegos de mesa y otros desafíos interactivos.

Además de estas propuestas, las organizaciones que desean reforzar el espíritu de equipo tendrán que prestar especial atención a la personalización. Hacerlo ayuda a mantener un buen compromiso y fomentar la participación y la productividad. No se trata solo de cuestiones relacionadas con el trabajo, sino de personalizar la relación y asegurarse de que los miembros del equipo se sientan valorados y apreciados.

CTA - Descarga ebook 3 - Cómo gestionar el talento - Horizontal

 

Créditos fotográficos: scyther5

Entradas relacionadas

Deja un comentario